Interface en The Nomad Creative Projects

by • 19 junio, 2018 • ThenomadcreativeprojectsComments (0)257

“Plantear nuevas preguntas, nuevas posibilidades, mirar las viejas preguntas desde un nuevo ángulo requiere imaginación creativa y hacer progresos reales”. Albert Einstein

El arte busca belleza y habla a la emoción; la ciencia busca la verdad y habla a la razón. Esta dicotomía no es correcta: los artistas y los científicos en realidad participan en la observación y la experimentación. Entre las ventajas de integrar el arte en la ciencia, la principal es la creatividad. Un científico debe usar la creatividad a partir del desarrollo de la pregunta que su investigación intentará resolver. El científico también debe ser creativo al diseñar el proceso para responder esta pregunta. En el mismo tiempo, la ciencia irriga el campo del arte. Esculturas, videos, fotografías o dibujos, el espectador está sumergido en un número infinito de sensaciones.


En 2016, la artista visual y músico irlandesa Alannah Robins abrió la puerta de un nuevo laboratorio artístico-científico. Interface. La vinculación de estos dos espacios / territorios, el artístico y el otro científico constituirá la interfaz.

En un paisaje natural salido de la ciencia de los sueños, el espacio Interface permite a artistas nacionales e internacionales de canalizar su energía y explorar el arte en contacto con científicos.

Esta nueva plataforma en la Inagh Valley en el parque nacional de Connemara, impulsa una serie de proyectos únicos. La instalación fue construida como un criadero de salmón a fines de la década de 1980. Hoy, a esta incubación de científicos se añade una incubación de artistas. Cada artista puede usar un espacio compartido de 135 m².

En 2008, se creó Inagh Valley Trust, un ‘Criadero de ideas’ que comprende un grupo de empresas interconectadas cuyo objetivo es proporcionar soluciones alternativas y responsables. Durante 2 a 6 semanas cada artista estará vinculado a científicos. Esta relación podrá inspirar su practica artística y salir de su zona de confort. La ciencia y el arte se unen para mejorar la sociedad a través de la investigación y el pensamiento creativo.

El equipo de Interface no teme a los desafios. Han decidido ser parte de la aventura Galway, Capital Europea de la Cultura 2020. Inspirado en el largo viaje de Inis Oirr a Estambul, una historia estará contada y repetida pero se metamorfoseará. En paralelo, un dibujo vivirá la misma experienca. Los artistas revisitarán un juego infantil, basado en la transmisión oral rápida.

El proyecto abarcará artistas de 19 países. Realizar cambios en el dibujo. Los cambios en la historia y el dibujo deben reflejar y revelar las diferencias y similitudes culturales. Construirá puentes entre las comunidades y servirá para resaltar las áreas que albergan las lenguas minorizadas y las comunidades en riesgo. Este proyecto incluye una reformulación y reapropiación de algunos principios fundadores: la literalidad, la autorreferencialidad o la importancia y relevancia del lenguaje.

Post Relacionado

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *