Crear/sin/prisa reúne su colección en Granada

by • 24 septiembre, 2018 • Exposiciones, GranadaComments (0)1023

La unión entre arte, artesanía y diseño se funden en la plataforma crear/sin/prisa de Cervezas Alhambra, una iniciativa con el objetivo de promover, a través de la divulgación de la creación artesanal contemporánea y de colaboraciones con los mejores artesanos, un punto de vista pausado sobre la vida.

El proyecto cuenta con una colección de piezas creadas por los artistas Nacho Carbonell, Álvaro Catalán de Ocón, Martín Azúa, Raquel Rodrigo, Mau Morgó y Pierpaolo Ferrari que, por primera vez, se exponen de manera conjunta en el centro de la ciudad de Granada, fuente de inspiración para el proceso de creación de cada una de las intervenciones.

El recorrido expositivo por las calles de Granada, comienza en “Punto de inspiración”, espacio expositivo situado en la calle Alhóndiga 31 donde encontraremos dos de las obras de la colección. Por una parte podemos ver la colección de fotografías de Pierpaolo Ferrari que reinterpretan, en clave pop, las imágenes publicitarias retro de la marca y sus momentos de consumo. La unión de la fotografía y la artesanía radica en la manera en la que el proceso creativo transforma la idea inicial, considerando la preparación como preámbulo para alcanzar una imagen inesperada.

Otra de las piezas que encontramos en el espacio es “Perspectiva” de Mau Morgó, que realiza un retrato de la marca, a través de un juego de perspectivas. La obra está compuesta por 102 fragmentos de vidrio, cortados a mano de manera artesanal, que sin el ángulo adecuado pueden parecer un caos de piezas de cristal, pero que al detenerte a buscar el punto exacto de unión de las piezas nos muestra un collage de las botellas mas emblemáticas de Alhambra.

La siguiente parada en el camino está situada en la Plaza del Carmen, donde se encuentra la obra “El Patio” de Nacho Carbonell, inspirada en el Patio de los Leones de La Alhambra, de donde recoge la idea de espacio abierto, de punto de unión, al tiempo que la disposición de las sillas recuerdan los estilizados soportes arquitectónicos originales del lugar, que soportan unas grandes vidrieras creadas a partir de 10.000 botellas fundidas.

En la plaza de la Fuente de las Batallas, se encuentra la obra “Parar”, de Martín Azúa, una gran alfombra de unos 50 m2 confeccionada minuciosamente en esparto silvestre, planta de la misma familia de la cebada, por mujeres artesanas de Murcia. Tradición, artesanía y diseño se fusionan en esta creación de una gran dificultad técnica y una enorme riqueza de detalles gráficos que conectan con los sentidos.

En la calle Reyes Católicos encontramos Para. Mira. Toca, del artista Álvaro Catalán de Ocón, que nos acerca al modo en el que se usaba el ornamento en La Alhambra y, en especial, en las baldosas cerámicas de los suelos y los muros alicatados vidriadas con fuertes colores.  Catalán de Ocón utiliza la alta tecnología para crear una pieza artesanal.

El proceso de creación de la pieza consiste en rellenar con resina coloreada con carga de mármol un juego de botellas. Una vez fraguada la resina y el mármol, se colocan en una caja encofrada que también se rellena con resina. A partir de este material se empieza a trabajar con máquinas cortadoras, para crear una tipografía  geométrica. Las letras resultantes se disponen sobre un jardín japonés, además a cierta distancia se disponen tres tótems desde los que se pueden leer las palabras que dan titulo a la pieza.

El recorrido finaliza en Plaza Nueva donde nos espera la pieza de Raquel Rodrigo titulada “Hay cosas que necesitan tiempo”. La artista ha creado un mural de 77 metros cuadrados bordada a mano siguiendo la técnica tradicional del punto de cruz adaptada a códigos contemporáneos.  La obra está inspirada en los mosaicos de La Alhambra y su  orden, equilibrio y simetría.

Fechas: Del 21 al 30 de septiembre de 2018

Post Relacionado

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *