CTAA, arquitectura y arte se encuentran en la intimidad

by • 29 mayo, 2019 • Alicante, ExposicionesComments (0)664

Arquitectura y arte se encuentran en la intimidad es la exposición resultado de la convocatoria abierta del CTAA en 2018. Arquitectas y arquitectos que también realizan habitualmente (otras) artes. María Teresa Iborra, Ma_Xoa! o Vero McClain, con su propio nombre artístico, pues se dedican profesionalmente o con una mayor intensidad a la práctica artística contemporánea.

El conocimiento del arte, al menos en estas últimas generaciones de arquitectas y arquitectos, me consta es una pieza fundamental en su educación universitaria, cobijada desde las áreas de proyectos arquitectónicos, preocupados porque comprendan y conciban el arte como parte de su ADN.

De dieciocho artistas, cuatro, el 22 % son mujeres. Las técnicas utilizadas: la pintura ocupa un tercio de las producciones (33 %); le siguen la escultura y el dibujo (22% cada uno) y la fotografía y la obra gráfica (11 % cada uno). Los soportes presentan una mayor variación: el papel es el más utilizado (39 %), le sigue lienzo (17 %) y papel fotográfico (11 %), así como madera, plancha de zinc, ladrillo y hormigón, piedra, tablero (6% cada uno).

Casi se iguala la abstracción (50%) con la figuración (44 %) y una obra a camino entre ambas (6 %); y dentro de ser nueve maneras distintas de entenderla, tres de ellas son geométricas (17 %). En la figuración, el paisaje es uno de los temas que les ocupan y preocupan (22 %). También el feminismo (6 %). Un representativo mosaico de lo variado de la representación en la actualidad.

Ya sea desde la abstracción o desde la figuración, arquitectos y arquitectas/artistas, integrantes de esta exposición, poseen un tema común, que es el de sus entornos. Ya sea la ciudad, el paisaje, la arquitectura, o los suyos propios. Cada cual se sirve de su práctica artística para contribuir a su propia causa.

Cada técnica requiere su aprendizaje, por lo que cada cual ha llevado su necesario recorrido para llegar a poder plasmar sus ideas o inquietudes, hacer que la mano obedeciera a la mente. Pareciera que el arte Conceptual facilitaba o eximía de ello, por eso se acepta, en la práctica artística contemporánea que el artista delegue la ejecución en un tercero. Pero no es el caso. Estos proyectistas se sirven paralelamente de sus prácticas artísticas como complemento, búsqueda, ordenación o desahogo a su quehacer profesional. Teniendo también muy en cuenta al arte en sus creaciones.

OBRA SOBRE PAPEL

Dibujo

Desde la abstracción, Javier Martínez Medina plasma la subjetividad de la ciudad, su imagen mental, el recuerdo que genera individualmente en cada uno, según la vive o recrea. Unas planimetrías de cómo ve la poesía de la ciudad blanca. Progreso contra tradición.

Antonio Maciá Mateu anota al margen un libro de aforismos científicos y rellena un cuaderno de unos signos o dibujos indeterminados, queriendo ilustrar y ampliar el impacto de su lectura, mostrando todo ese canal de sentimientos en imágenes que le ha provocado.

A caballo entre la abstracción y la figuración Vicente Castillo Guillén se sirve de la narración. Ya sea desde la escritura de sus diarios, como instrumento de ordenación de sus emociones, o desde sus dibujos o pinturas, como diálogo con sus momentos vitales.

También, entre ambos modos de representación, Francisco Leiva Ivorra indaga los límites del territorio, del amor, del mar. El dibujo como transmisor de pensamiento: La línea como límite. También con la escritura, como dice en su poema. Solo una isla sosiega, porque carece de límites.

Ya en el terreno de la figuración, Adrián Marmolejo Clarhed plantea sus acuarelas como un proyecto de entendimiento de la ocupación del territorio. Una reflexión, por tanto, una actitud crítica del impacto de la ocupación humana y su impacto en el paisaje. Lugares de congregación en los que los seres humanos se convierten en estrago.

Se sirve Alejandro Ybarra Huesa de los dibujos de su tableta digital para dialogar entre paisaje y paisanos. Son paisajes en tanto que son miradas sobre el territorio y escalan a quienes a él se aproximan.

Fabio María Sedia sitúa a sus interlocutores frente a la naturaleza, el corazón, la arquitectura, mostrando diversas actitudes y maneras de poder hacer.

Obra gráfica

Las trampas al ojo o trampantojos de Josep Maria Congost i Timoner sitúan a sus protagonistas -parecieran copias de época, sacados de cine silente- en complicadas situaciones geométricas.

PINTURA

La abstracción de José Fernández-Llébrez Muñoz configura su realidad a través de la geometría. La geometría como codificadora del universo. El hábitat como vida y memoria. El dibujo como investigación de las posibilidades gráficas del plano. Representación del lugar habitado como sensación y sentimiento.

Los convulsos personajes baconianos de las abstracciones de Ángel Gambín Pallarés pareciera nos hablan de introspección, pero también de sacar afuera. Dialogan sin palabras. Intentan entender la otredad, sea quien sea a quien tengamos enfrente. Deducir el mensaje ajeno.

Ma_Xoa! (Ricardo Vidal Estévez) cuenta ya con una trayectoria artística. Nos plantea unos abstractos espacios, unas geografías proyectados en una suerte de ciudades que parecieran deshabitadas, abandonadas. Creo que aplica sus propios objetivos, su plan director, su reinvención, como en lo personal hace.

Liliana Palaia Pérez, desde la figuración, en este tríptico, intenta captar el tiempo, los seis segundos que transcurren en la acción que los tres lienzos plasman. Ella y su mirada están estáticas en un punto y esas acciones son lo que pasa delante de ella en ese lapso de tiempo.

ESCULTURA

María Teresa Iborra Ferrer, también con formación en Bellas Artes, investiga las interferencias. Trabaja con elementos opuestos que se complementan y armonizan. Materiales dúctiles que transmiten plasticidad a elementos rígidos. Geometría para suavizar la fricción.

Vero McClain (Verónica Velaz García) se mueve en el arte de acción. Esta pieza, dentro de ser escultórica sería a entender como performativa también. Dentro de su discurso feminista, muestra la machista asociación de cuerpo de mujer con superficialidad y entrega con control. En la línea enunciativa de sus valientes trabajos.

Dentro de que es abstracción y pareciera homenajear a los padres euskaldunos de la escultura contemporánea española, Julio Palacios Santos plantea -no sin cierta sorna- como si las “pepitas” de su Melón espacial salieran expelidas, fruto de la ingravidez.

Creo que la contundente pieza que Carlos Paternina Die crea para simbolizar al unísono la ingravidez, la suavidad y la fluidez se ve condicionada porque debía tratarse sobre un material, porque son las propias características de la música. Podía haber sido una pieza sonora.

FOTOGRAFÍA

Stefanie Herr se sirve de la metáfora para comparar cotas con cotizaciones, orografías con gráficos bursátiles. Hace un análisis de la burbuja especulativa con sus imágenes, sobre lo que no son: ni valles hermosos, pues son surcos ruidosos y polvorientos ni soleados parques, pues la botánica ha sido sustituida por el acero. Ironizando con los nombres de compañías constructoras e inmobiliarias todopoderosas.

En un deseo de entender el entorno Iván Juárez relaciona las prácticas artísticas con las disciplinas del diseño. Experiencias y reflexiones para comprender el paisaje y su contexto.

Posibilidades de la actual práctica artística. La percepción requiere participación.

Fechas: Hasta el 14 de julio de 2019
Lugar: Sala de exposiciones Emilio Varela, Alicante

Post Relacionado

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *