Desorientalismos en el CAAC

by • 15 junio, 2020 • Centros de arte, Exposiciones, SevillaComments (0)173

El Centro Andaluz de Arte Contemporáneo prorroga la exposición Desorientalismos hasta el 5 de julio. La muestra, comisariada por Juan Antonio Álvarez y coordinada por Alberto Figueroa y Roxana Gazdzinski, forma parte de una línea de investigación del centro sobre la producción artística en el Norte de África y Oriente Próximo y está basada en Orientalismo, el conocido ensayo de Edward W. Said publicado por primera vez en 1978. En ella se procura indagar en una geografía producida por el colonialismo y caracterizada por la intención de «orientalizar lo oriental» en las representaciones culturales.

Kamrooz Aram. Endless Arabesque, 2019.

El título hace alusión tanto a esa herencia, como al sentido de desorientar (o perder la orientación), que puede, a su vez, propiciar el dibujar otras cartografías diferentes a las proyectadas por la historia occidental. Andalucía, por su pasado, participó de la visión orientalizante como bien atestiguan numerosos viajeros románticos y, por geografía, es un espacio tangente y fronterizo. Además, como bien señala Said en el prólogo a su libro en la edición en español, «Andalucía es un gran símbolo», puesto que no sólo el Islam formó parte de su cultura durante varios siglos, sino que también puede ser un modelo en el que «las culturas comparten», frente al viejo modelo de dominación imperial.

La muestra, punto inicial para otros proyectos, arranca analizando la migración de las formas, y como estas se transmutan y resignifican en el tiempo y en el espacio, comenzando un recorrido marcado por lo formal, con especial relevancia de la yuxtaposición y el camino de ida y vuelta que va del arte tradicional no occidental al movimiento moderno, simbolizado quizás por el término arabesco y su cuestionamiento por Kamrooz Aram y Amina Agueznay. Las cuatro obras de los años 70 de Gülsün Karamustafa, situadas en un espacio de transición, sirven de comentario y nexo con los anteriores, así como con la visión de Ariella Aïsha Azoulay sobre el conflicto fruto de la herencia colonial y sus derivas en el presente. Avanzando en el recorrido, tanto Teresa Solar como Asunción Molinos Gordo, dos artistas españolas con una fuerte vinculación con Egipto, cuestionan con sus trabajos la visión orientalizante de lo oriental. Por último, Asli Çavusoglu y Jumana Manna investigan en tradiciones culturales -la música y el color, respectivamente- para hablar sobre comunidades enfrentadas: la turca y la armenia, por un lado y por otro la israelí y la palestina.

Fechas: Hasta el 5 de julio de 2020
Lugar: Centro Andaluz de Arte Contemporáneo, Sevilla

Post Relacionado

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *