Entrevista a Antonio Pérez González

by • 3 septiembre, 2021 • Artist Interviews, EntrevistasComments (0)848

Antonio Pérez González (Crevillente, 1977). Licenciado en Bellas Artes por la Universidad Miguel Hernández de Elche (2016). Pintura interior e íntima, de lo no representable del ser individual. Reflexiona sobre las cuestiones humanas más básicas: la vida, la muerte, el paso del tiempo, las incertidumbres, los miedos, los anhelos.

Antonio Pérez González. Fotografía cortesía del artista.

PAC – Te proyectas desde Crevillente (Alicante). ¿Te hubiera gustado cambiar de lugar y hacerlo desde allí?

Antonio Pérez – ¡Sí! Mi centro de comando está en Alicante, bueno concretamente en Crevillent, mi localidad natal, al sur de la provincia. Aunque siempre digo que soy de Alicante para ahorrar explicaciones. En cuanto a tu pregunta, pues sinceramente la verdad es que no, estoy a gusto en la provincia. Aunque, si me surgiera la ocasión de irme a otro lugar, no lo descartaría. Pero hoy en día, con esto de las redes, puedes llegar todo el mundo. Es más, he llegado a tener ventas en la otra punta del planeta, sin necesidad de moverme de casa, ni exponer, ni desplazarme, ni nada. Es una gozada la época en la que vivimos. No obstante, también es bueno cambiar de aires, de tanto en tanto, y estar en contacto con otros pintores y artistas y tener feedback. Eso es la única pega que le pongo.

Antonio Pérez González. Child, 2019. Óleo sobre lienzo. 50x70cm

PAC – ¿Crees que tu trayectoria habría sido la misma?

Antonio Pérez – ¡Quién sabe! Mejor no pensar esas cosas. Estoy donde estoy y punto. Me esfuerzo al máximo por salir adelante y lo importante es que da igual que seas de Alicante, Madrid o Cincinnati. Si realizas obra que merezca la pena, se llegará a donde se tenga que llegar.

Pero recalco que mi trayectoria no es muy amplia (todavía). Eso sí, en 2020 tenía programada varias expos por toda la península. Pero, ya sabes, la pandemia nos fastidió a todos. Intenté, a pesar de todas las restricciones, exponer pero era una pérdida de dinero y tiempo. Apenas aparecía gente por las inauguraciones y tuve que desistir.

Antonio Pérez González. Disorder, 2019. Óleo sobre papel de alabastro. 25x32cm.

PAC –¿Qué te impulsa a dedicarte a la práctica artística?

Antonio Pérez – Siempre he sido un bicho raro. ¿Por qué me dedico a esto cuando podría tener un trabajo «normal» y poder vivir más cómodamente y sin tanta incertidumbre? Creo que es por que detesto tener mi vida programada. No quiero llegar a ser anciano y reprocharme a mí mismo porque no lo intenté. Para mí sería una pesadilla arrepentirme de no haberlo intentado. Y todo por miedo. No quiero morirme con esa culpa. Y lo que me ofrece este oficio es que ahora igual puedo estar en lo más profundo de las miserias, que igual te puede venir algo inesperado y de un día para otro cambiarte la vida por completo. ¡Y llegará! Pero hay que ser paciente, persistente y no decaer a pesar de que se pasan momento muy, pero que muy chungos.

Antonio Pérez González. Uptrooping, 2019. Óleo sobre lienzo. 65x81cm.

PAC – ¿Qué ansiabas?

Antonio Pérez – Para que mentirte… los que nos dedicamos a esto, es decir los artistas, queremos tener fama y reconocimiento y si puede venir acompañado de bastante dinero, ¡mejor! Alguien me dijo una vez que hay que aspirar a lo máximo y atreverte a soñar, porque si eres artista y no sueñas, a lo mejor es que no tienes alma de artista.

PAC – ¿Lo encontraste?

Antonio Pérez – Por lo pronto, cuando empecé a estudiar Bellas Artes, mi sueño era que alguien, por lo menos alguien, me dijera que le gustaba lo que había pintado. Ya que era malísimo.

Nadie prestaba atención a mis pinturas, obligaba a la gente a que fueran a mi caballete para que me dijeran que les parecía o que me dieran su opinión. Pero lo único que recibía era indiferencia, solo con que alguien me dijera que le gustaba ya era feliz. ¡Pues bien! ahora es al contrario, ahora recibo elogios por doquier y entran a mi estudio a ver mi trabajo sin pedir yo pedir opinión. Y es algo que hace diez años ansiaba.

Así que de este modo, ¡se ha cumplido el sueño! y veía muy lejano eso, porque repito, ¡era malísimo! Así que de este modo, si se ha cumplido esto, ¿por qué no lo otro?

Antonio Pérez González. Calvary, 2018. Óleo sobre tabla. 30x30cm.

PAC – ¿Qué crees que puede mejorarse en el Sistema del arte?

Antonio Pérez – ¡Lo veo bien! Antes de la pandemia todos los fines de semana podía asistir a infinidad de exposiciones en museos, galerías, centros… y te hablo solo de la provincia de Alicante.

Espero que cuando pase esta situación tan rara que hemos vivido este año y medio vuelva todo a su cauce y vuelva la inmensa oferta expositiva que había. Ya que un servidor disfrutaba mucho cada fin de semana.

¡Ahora bien! si me preguntas como veo el tema galerístico, subastas y de cómo se inflan los precios de pinturas y todo este circo, la verdad es que no sabría qué contestarte es algo de lo que no tengo ni idea.

Antonio Pérez González. Inside 2020. Óleo sobre lienzo. 100x100cm.

PAC – ¿Qué deberíamos aportar y eliminar al Sistema?

Antonio Pérez – Lo que aportaría sería educar desde las bases, es decir, la educación artística desde los colegios y enseñar a los niñ@s a leer imágenes. Y lo que me gustaría eliminar son a los grandes coleccionistas que compran grandes obras de arte para invertir más que nada y las guardan en cajas fuertes y colecciones privadas, privándonos a los demás de poder contemplar dichas obras de por vida. Cuantos Van Goghs, Caravaggios o Picassos no veremos nunca. Sé que lo han pagado y son suyos, pero debería haber una ley que les obligara a exponerlo para el público cada equis tiempo.

Antonio Pérez González. Rebirth, 2019. Óleo sobre papel alabastro. 25x32cm.

PAC – Háblanos un poco de tu trayectoria.

Antonio Pérez – Bueno, mi vocación fue tardía. La primera vez que agarré un pincel para pintar algo fue con treinta y dos años. Estudié durante 6 años, de 2010 a 2016 en la facultad de bellas artes de la UMH de Altea. La mejor época de mi vida diría yo, la disfruté enormemente. Después de acabar surgió la duda de o bien continuar estudiando para opositar para ser profe de arte o lo que fuera o irme por lo que siempre deseé…¡ser pintor! y lanzarme a la jungla sin brújula y a abrirme camino a base de machetazos. Ya sabes la respuesta.

En 2017 y 2018 fueron años oscuros de mucho desencanto y frustración. Y solo hacía que practicar, practicar y más practicar. Encerrado en mi estudio de lunes a domingo intentando digamos adquirir destreza con el pincel. Pero mi objetivo no era adquirir técnica, si no soltura. Yo contemplaba las pinturas de Bacon y me decía quiero hacerlo así, que se vea la valentía y seguridad de la pincelada. Y es eso lo que ambiciono, ¡¡que mi pintura transmita más que demostrar!!

Antonio Pérez González. Unmade, 2019. Óleo sobre lienzo. 82x100cm.

PAC – Defínete mediante hashtags.

Antonio Pérez – Si te fijas en mis redes no suelo poner hashtags. Todo el mundo me pregunta el por qué. La respuesta es que creo que no sirve para mucho. A lo mejor estoy equivocado, pero me llaman tanto la atención del por qué no lo hago que ya creo que no los pongo por llevar la contraria. Pero ya que me lo has pedido pues te los pondré:

#yonuncapongohashtags #poresosoybichoraro #unperroverde #ounraraavis #peroaunasisoylapolla #firmadoantonio

Antonio Pérez González. Schism, 2019. Óleo sobre tabla. 100x100cm.

PAC – ¿Cuáles son los temas de tu trabajo artístico?

Antonio Pérez – Creo que mi tema es el más recurrente a lo largo de los tiempos por todo tipo de artista. Y es plasmar o materializar de alguna forma el alma humana. Dentro de eso, te asaltan infinidad de cuestiones que todo el mundo se hace alguna vez a lo largo de su vida. Es decir, reflexionar sobre la conciencia humana, el transcurso de la vida, la muerte, y sobre todo los miedos, las perdidas, la depresión, desilusión, incertidumbres, etc.

Toda mi vida he tenido muchos miedos, y es uno de los argumentos que más toco en mis pinturas. Indagar en mi interior. Yo adoro la vida, pero no dejo de pensar en el lado más oscuro de la existencia. Cada vez que alguien me conoce me dice que mi personalidad no casa con mi trabajo.

Tiendo a ser positivo y me encanta la sensación de estar vivo y sentir las cosas. Yo contesto…no sé! tal vez canalizo todo por medio de mi trabajo y purgo todas esas emociones y me quedo con lo mejor.

Antonio Pérez González. Female nude, 2019. Óleo sobre papel alabastro. 32x25cm.

PAC – ¿Algún proyecto, pendiente, que te gustaría realizar?

Antonio Pérez – De momento no tengo nada en perspectiva, solamente alguna que otra exposición colectiva con un grupo colectivo artístico al que pertenezco y poco más. Estoy esperando a que pase todo este colapso que ha creado la Covid y ya veré después por donde me muevo. Estoy ahora en plan pico y pala, encerrado en mi estudio y realizando mucha obra nueva que me encantará exponer algún día. ¡Mira!, ¡ya sé lo que me gustaría realizar! Una gran macro exposición en un gran espacio donde cupiese toda mis pinturas y que la gente pudiera recorrerla y perderse viendo cantidad de obra. Desde que vi el documental «Exit Through the Gift Shop» de Banksy, siempre he querido montar una exposición como la que monta en el documental “Mr. Brainwash”. Este artista al final de la película monta una exposición inmensa que es todo un acontecimiento. Pues algo así me gustaría montar, pero por mi cuenta. Lo haré en un futuro, ¡seguro!

De hecho, estaba preparando una macro exposición colectiva con un montón de artistas alicantinos para la sala de exposiciones en la casa de cultura de la localidad de Redován. Iban participar infinidad de artistas de muchas disciplinas que estaba reclutando en infinidad de exposiciones a las que asistía y estaba prevista para mayo de 2020. Obviamente no se celebró por lo que todos sabemos. Y ya veremos si se hace.

PAC – Un deseo.

Antonio Pérez – Pues tener una vida bien larga y llena de salud, dicha y felicidad disfrutando del amor de mi vida a mi lado dándonos mucho amor Y, ¡cómo no!, si a todo lo que te he dicho lo acompañamos con tener dinero y ser millonario pues ya ¡es la bomba! ¿Puestos a desear, no? ¿Tú qué dices? ¿Te parece un buen deseo?

Post Relacionado

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *