Robert Doisneau y “La Belleza de lo cotidiano”

by • 13 octubre, 2016 • Centros de arte, Exposiciones, Fotografía, MadridComments (0)3580

La Fundación Canal y Atelier Robert Doisneau nos presentan una exposición sobre el que sin duda es uno de los fotógrafos más importantes del siglo XX: Robert Doisneau.

Bajo el título La belleza de lo cotidiano la muestra alberga 110 fotografías que ponen de manifiesto la capacidad de Doisneau para extraer “la belleza de lo cotidiano”. Entre las obras conviven varias de sus obras más emblemáticas con otras nunca o muy poco vistas. Esta exhaustiva selección de las obras, ha sido llevada a cabo por sus hijas, y comisarias de la muestra: Annette Doisneau y Francine Deroudille.

critaturas-de-ensueno-paris-1952_robert-doisneau

Además, también se exhibe cierto material personal del fotógrafo como su cámara Rolleiflex, varias publicaciones originales donde se difundieron sus trabajos, como la revistas Fortune o Life, cuatro hojas de contacto y tres collages.

La belleza de lo cotidiano abarca 45 años de creación del artista, ocupando los años 40 y 50 el grueso de su producción; así, en esta exposición, podemos contemplar su evolución, desde su periodo de formación como artista, hasta su madurez como fotógrafo.

la-novia-en-chez-gegene-1946

La exposición se divide en dos secciones:

La belleza de lo cotidiano, que alberga 80 copias de época, algunas de sus obras más conocidas en blanco y negro, como El beso del Hotel de Ville, Madeimoiselle Anita o el Retrato de Pablo Picasso, junto con otras hasta hoy nunca vistas por el público o muy poco difundidas.

Todas ellas son fotografías que reflejan multitud de pequeñas historias reales, fotografías del extrarradio gris de París, fábricas, niños solitarios o rebles, niños en la escuela, la Guerra, jornadas de trabajo, fiestas de un pequeño pueblo galo, artistas, gente de espectáculo, del mundo de la moda, etc.

el-beso-frente-al-hotel-de-ville-1950

Cada imagen describe una realidad tangible de aquella época. Todos los personajes que aparecen en las fotografías se perdieron en su poética particular hasta llegar a un mundo totalmente imaginario; Doisneau le comentó al fotógrafo Frank Horvat, en 1990, que: “El mundo que intentaba mostrar era un mundo en el que yo me sentiría bien, en el que la gente sería amable y en el que encontraría la ternura que deseo recibir. Mis fotos eran como una prueba de que ese mundo puede existir”.

piscina 1960

Palm Springs 1960 una sorprendente producción de los años 60 hasta ahora olvidada y recuperada para esta exposición. Esta serie, que muestra una fase muy desconocida del artista, es el primer trabajo a color de Doisneau. El tema de este reportaje, solicitado por la revista Fortune en 1960, era la construcción de los campos de golf en Palm Springs. Lo que allí descubrió le incitó a ahondar en el contenido del reportaje. Más allá de los campos de golf, inmortalizó de forma divertida un planeta artificial, repintado de suaves colores, tonos pastel del desierto californiano que muchas veces ni parecían verdaderos colores. Aquí es donde Doisneau muestra su visión más sarcástica y un fino sentido del humor. Enseña al mundo aquel lugar artificial donde parece que todo el mundo solo juega al golf, donde hay palmeras traídas en camiones desde México, donde las mujeres estadounidenses se protegen del calor del desierto con abrigos de piel.

Tardó dos semanas en hacer este reportaje en Palm Springs; se publicó en el número de Fortune de febrero de 1961. Utilizó una Rolleiflex, una Leica y una Hasselblad y, por primera vez, empleó la película de color con fines definitivamente estéticos.

los-cisnes-inflables-1960

Robert Doisneau

Robert Doisneau (Gentilly, 1912- París, 1994) pertenece a la llamada Escuela Humanista, de la cual es uno de sus más afamados representantes. Exponente del realismo poético y fiel a su particular estilo, desarrolló un claro modus operandi que se basaba en encontrar el escenario perfecto y estar atento a todo lo que ocurría a su alrededor.

El trabajo de Doisneau no puede comprenderse sin tener muy presente su empeño en mostrar la vida no como es, sino como a él le hubiera gustado que fuera.

Su estilo se vio marcado por la insumisión que le caracterizaba: rechazó las normas impuestas, nunca se plegó a las modas y se desmarcó de todo cuanto le pareciera preestablecido.

Fechas: del 6 de octubre al 8 de enero de 2017
Lugar: Fundación Canal – Canal de Isabel II, Madrid
Imágenes:
1- Criaturas de ensueño, París 1952 © Atelier Robert Doisneau, 2016
2- La novia de Chez Gégène, 1946 © Atelier Robert Doisneau, 2016
3- El beso frente al Hotel de Ville, 1950 © Atelier Robert Doisneau, 2016
4- Piscina, 1960 © Atelier Robert Doisneau, 2016
5- Los cisnes inflables, 1960 © Atelier Robert Doisneau, 2016

Post Relacionado

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *