Woman Art House: Yayoi Kusama

by • 13 abril, 2018 • Woman Art HouseComments (0)1581

Hoy en #womanarthouse hablaremos de Yayoi Kusama (Matsumoto, 1929), artista esencial y pionera de dos de los movimientos artísticos imprescindibles del siglo XX: el Arte Pop y el Minimalismo ¡Comenzamos!

Yayoi Kusama

La infancia de Yayoi fue dura por la relación que mantenía con su madre, que se oponía a que se convirtiera en artista y destruía todas sus creaciones. Esta represión la volvió insegura e inestable desembocando en la necesidad de recibir tratamiento psiquiátrico. Yayoi explica que cuando empezó a tener alucinaciones en vez de llorar y sentirse víctima, decidió volcar todo eso que se le venía encima, sin que lo buscase, en sus dibujos que empezaron siendo algo más una cura que algo artístico.

Huyendo de la violencia de su madre, se traslada a Kioto donde comienza sus estudios de pintura nihonga, en una escuela conservadora que pronto abandonaría para experimentar por su cuenta y para investigar sobre la vanguardia europea y americana.

Yayoi Kusama expone de manera individual en Matsumoto y Tokio, a comienzos de los años 50, recibiendo un importante reconocimiento por parte de la crítica, pero en ese momento ya estaba decidida a marcharse de Japón.

“Para un arte como el mío —arte que combate en la frontera entre la vida y la muerte y que cuestiona lo que somos y lo que significa vivir y morir— [Japón] resultaba demasiado pequeño, demasiado servil, demasiado feudal y demasiado desdeñoso con las mujeres. Mi arte necesitaba una libertad más ilimitada y un mundo más amplio”.

yayoi kusama

En 1957 llega a EEUU, tras un breve paso por Seattle, llega a Nueva York donde transforma radicalmente sus planteamientos pictóricos y se integra en la comunidad artística convirtiéndose en una de las protagonistas de la escena neoyorkina.

Infinity Net Paintings, son lienzos enormes cubiertos por pinceladas que Kusama repite sin descanso, realizadas en un solo color sobre un fondo contrastado. Esta serie se plantea como respuesta al Expresionismo Abstracto imperante y en ella se anticipan técnicas minimalistas.

Kusama siente un profundo temor por la sexualidad y la penetración a causa de que durante su infancia era obligaba por su madre a espiar a su padre durante sus citas con sus amantes, la ira que su madre volcaba en ella al contárselo hizo que la idea del sexo fuese muy traumática para ella.

La serie Accumulation Sculptures sirve a Yayoi Kusama como catarsis, en ella encontramos elementos cotidianos (muebles, ropa…) cubiertos por una proliferación de falos de tela rellenos y cosidos. Esta serie se exhibió por primera vez en una de las primeras colectivas dedicadas al arte pop, donde Kusama comparte espacio con Andy Warhol, Claes Oldenburg, George Segal y James Rosenquist en la Green Gallery de Nueva York en septiembre de 1962.

Yayoi Kusama

Su primera instalación inmersiva es Infinity Mirror Room – Phalli´s Field (1965) en ella llenó el suelo de un cuarto forrado de espejos con falos hechos de trapo y pintados con lunares rojos.

Artista, mujer y asiática, Kusama realizó diferentes obras reflexionando sobre su doble condición como forastera. Entre sus primeros collages encontramos el uso de pegatinas de correo aéreo o sellos postales, remarcando su papel como exiliada alejada de su familia. En 1966 crea la acción Walking Piece en la que ataviada con un quimono camina por las calles de New York, contrastando su indumentaria festiva y exótica con las calles vacías. La acción termina mostrando a una artista perdida y sin hogar en un paisaje extranjero y descarnado.

Yayoi Kusama fue muy famosa por los happenings que realizaba, en ellos pintaba lunares sobre gente desnuda como protesta por la violencia existente en el mundo. Muchas de sus acciones fueron filmados por el realizador Jud Yalkut dando como resultado la película Kusama’s Self-Obliteration (Auto-obliteración de Kusama). El film alcanzó popularidad en el circuito de los festivales de cine de arte y ensayo y ganó premios en Estados Unidos y Europa.

Yayoi Kusama

En 1966 presenta”Jardín de Narcisos” en la Bienal de Venecia. Una obra, influenciada y promovida por Lucio Fontana, que habla sobre el narcisismo vital de la creadora utilizando como lenguaje su pasión por flores, espejos y formas esféricas e infinitas. La instalación estaba formada por 1500 globos metalizados, que Yayoi vendía por un dólar y acompañaba de un texto en el que confirmaba su talento. La acción era una critica a la comercialización del arte y su posición como objeto mercantil.

Yayoi Kusama regresa a Japón en 1973, allí no valoraban su trabajo lo que fue minando su estado anímico, a lo que se suma el fracaso de su negocio como marchante. Este agotamiento físico y mental deriva en 1977 en su ingreso en la clínica siquiátrica donde ha vivido hasta ahora.

Durante la década de los 80 Yayoi Kusama se dedica a la escritura, dejando de lado la creación artística. Es en estos años en los que se realizan las primeras exposiciones a nivel mundial, exponiendo en Nueva York, Londres y Calais.

En 1993 regresa a la Bienal de Venecia representando a Japón. Kusama presentó Mirror Room (Pumpkin), una habitación cubierta con sus tradicionales lunares y pequeñas esculturas en forma de calabaza que la artista ofrecía a los espectadores.

Tras el éxito en la Bienal, Yayoi comienza a producir enormes esculturas de calabazas amarillas en gran formato cubiertas con lunares negros, una de sus creaciones más icónicas.

Además, a partir de este momento Kusama regresa a las instalaciones inmersivas de gran escala, que la han catapultado hasta convertirse en una de las artistas actuales mas reclamadas.

El año pasado abrió sus puertas en Tokio un museo dedicado a la artista en el que se puede ver una selección inédita de su trabajo. Entre las piezas destaca la serie My eternal Soul, en la que Yayoi lleva trabajando desde 2009.

Para más información sobre la artista os recomiendo leer su autobiografía titulada Infinity Net, así como visitar su web, pinchando aquí.


La próxima semana Woman Art House estará dedicado a Regina José Galindo, artista de las que nos hablará Emma Trinidad. Podéis seguir el hilo desde su cuenta de Twitter (@Em_Trinidad) y a través del hashtag #womanarthouse.

Post Relacionado

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *