Mohamed Saïd Chair en The Nomad Creative Projects

by • 12 febrero, 2019 • ThenomadcreativeprojectsComments (0)426

Mohamed Saïd Chair es un joven pintor marroquí cuyo trabajo se caracteriza por los personajes “puestos en una caja”. De hecho, en 2015, durante un paseo, se siente atraído por los niños que llevan en sus cabezas cajas de cartón en forma de cara. Es el clic. El eco de esta famosa expresión “poner a alguien en una caja” que evoca un estado de inmovilidad más que un movimiento. Una persona es puesta en una caja, está congelada y no puede moverse. En realidad, es una metáfora para hablar sobre alguien que no puede replicar o arreglárselas. También es una referencia a esta necesidad de clasificarse en una cierta “normalidad”, una realidad homogénea.

Mohamed Saïd

Mohamed Said Chair cubre las cabezas de sus personajes con una caja de cartón y logra capturar escenas ordinarias de la vida que reflejan la decadencia humana. Sobre el cartón que reemplaza el lienzo, “un orden social perverso produce individuos del mismo nivel, en lugar de personas reales con personajes dispares”. Estos personajes son iconos de consumo y “acondicionamiento masivo”.

Mohamed Saïd

En su nuevo trabajo, frente a nuestras ansiedades y nuestros miedos, incluso los superhéroes no pueden salvarnos. Encarnando nuestras aspiraciones, nuestros sueños, estos ídolos de un nuevo género ya no existen. De hecho, estas fantasías, héroes de un mundo dañado caen en decadencia. Sobre el cartón, Mohamed Said desafía la falta de poesía y humanidad engendrada en nuestras sociedades individualistas contemporáneas. Estos héroes están tan perdidos como nosotros. El pintor se apropia de los símbolos presentando su rostro más íntimo, sofocando los arquetipos. Como si, en el mundo en que vivimos, donde todos los valores están en crisis, ya no era posible creer en los postulados del altruismo. Mohamed los profana, yendo de la mano con un proceso de mitologización de Señor-Señora Cualquier(a). El sueño se rompe.

Mohamed Saïd

Héroes de nuestra memoria colectiva, estas hibridaciones no producen sentimiento. Estos personajes son neutrales pero la verdad está ahí. Mohamed muestra los músculos, las pilas de grasa y golpes. Él desnuda poco a poco a estos héroes, vistos como bestias en reposo. “El héroe es una cura para la debilidad natural de los niños, el daño racional de los adultos o la humillación histórica de una nación”. Paraíso borracho, felicidad heroica – Boris Cyrulnik

Mohamed Saïd

Post Relacionado

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *